China

Los encantos de Dali

china-dali

A las 6 de la mañana llegó el tren a Dali, un pueblo a 1890 m, ahí empezamos a sentir el frío de nuevo! Nos fuimos al hostal a dejar las maletas, desayunar y esperar a que saliera el sol para dar un poco de calor; por fin conseguimos la guía de China haciendo un pequeño intercambio de libros, ya hicimos bien en no comprarla:)

Dali es un pequeño pueblo famoso por la zona antigua; son un par de calles principales con mucho ambiente y mucho turista, pero casi todos chinos así que nos sentimos como si fuéramos las únicas y aún más cuando se paraban en frente nuestro para hacernos fotos… en realidad nos hacían fotos a nosotras y a cada esquina (ya sabéis como son los chinos xd).

Ofrece una gran oferta gastronómica callejera aunque ni pudimos ni nos atrevimos a probarlo todo; desde tortas, pinchos (donde podías encontrabas todas las partes del animal), la masa asquerosa y tan poco apetecible de los noodles callejeros, patatas fritas,los famosos ….de Dali,…. Pero de lo mejor y con diferencia fueron los dumplings y esos noodles con salasa que sabía a cacahuete!

china-dali china-dali

Probamos el queso de Dali que es como un queso fresco sin mucho sabor, pero al menos era queso; aún nos quedaba otro queso según la investigación que había hecho Raquel, pero no éramos capaces de encontrarlo; preguntábamos y preguntábamos pero no sé si es que no nos entendían pero no obteníamos la respuesta que esperábamos, así que nos fuimos en busca del queso perdido (ver post).

china-dali china-dali

Por la noche nos encontramos de nuevo con nuestro nuevo grupo para cenar y una noche de cervezas y música local en directo el hostal.

china-dali china-dali

Habíamos quedado a las 8 de la mañana con el grupo para irnos de ruta en bici por los alrededores del lago pero nos dormimos y bajamos tarde; no estaban en el punto de encuentro así que pensamos que eran como los japoneses de puntuales y que se habrían ido, para nada, son todo lo contrario, llevan un ritmo de vida muy tranquilo tanto que tardamos como un par de horas.

Nos recorrimos los 50 km en bici hasta el pueblo que queríamos visitar (no recuerdo el nombre), pero una vez ahí eran ya las 4 de la tarde así que no nos daba tiempo de volver antes de que anocheciera (nuestras bicis eran sin marchas xD)… Momo, James y Snow decidieron quedarse a dormir pero nosotras nos volvimos en bus ya que teníamos el tren para Lijiang al día siguiente.

china-dali china-dali

Ese día me quedé sin batería en la cámara y todas las fotos que hicimos con la cámara de Momo se han perdido… pero es una excursión por la que vale la pena guardarse un par de días y rodear el lago con calma mientras cruzas los interminables campos de ajo tierno:)

china-dali china-dali

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *